Cocina calefactora con horno

Cocina calefactora con horno

Categoría:

Descripción

CARACTERÍSTICAS GENERALES

Potencia Total: 23kW  / Potencia al agua: 16.5kW
Rendimiento: >84%
Dimensiones:  905x850x600mm (anchoxaltoxfondo)
Encimera: 845x437mm
Horno: 460x360x420mm  (anchoxaltoxfondo)
Salida de humos: 150mm

NOVEDAD!!

Puerta hogar de combustión con cristal vitrocerámico para visión de fuego.

COMBUSTIÓN ECOLÓGICA CERTIFICADA.

Las cocinas de calefacción central Wamsler disponen de una combustión extremadamente limpia, sin emisiones contaminantes, lo cual viene certificado y documentado por los más importantes laboratorios europeos.

FACILIDAD DE CARGA.

En función del tipo de cocina, pueden cargarse en su gran hogar leños de 37 hasta 42 cm de longitud. Cómoda, desde delante por la ancha abertura de carga o desde arriba por la tapa del agujero de cocción.

REGULACIÓN DE POTENCIA AUTOMÁTICA.

Mediante el regulador de temperatura, el aire de combustión se hace llegar exactamente al circuito de calefacción así como al horno de cocción para regular perfectamente la temperatura. Desde el termómetro de la ventana, parte frontal de la cocina, se pueden controlar los valores perfectamente.

AIRE SECUNDARIO GRADUABLE.

En la combustión de leña, los gases de la primera combustión puede contener partículas combustibles. Con la aportación del aire secundario, estas partículas producen una nueva combustión. De este modo se produce un mejor aprovechamiento del combustible así como una reducción de la producción de CO, una combustión sin hollín y respetuosa con el medio ambiente.

LIMPIEZA “SIN CENIZAS EN SUSPENSIÓN”.

La parrilla puede moverse en cualquier momento estando la puerta del cenicero cerrada. No se produce ceniza en la sala. Los residuos van a parar al espacioso cajón cenicero. Las planchas protectoras laterales consiguen que no se escape ceniza por los lados.

PUERTAS REFRIGERADAS CON AIRE.

Las puertas del hogar, cenicero y horno son ventiladas con aire para conservar una temperatura más baja en la superficie. Evitando riesgos para los niños. Las juntas utilizadas son del tipo cerámico.

INTERCAMBIADOR DE CALOR DE SEGURIDAD.

Como protección contra sobrecalentamiento (p.ej. en una caída de tensión) las cocinas están dotadas de medios de protección (tubo serpentín-intercambiador de calor), así como una válvula de seguridad). Esto es obligatorio, según normativa, para sistemas cerrados.

PARRILA DE CÁMARA DE COMBUSTIÓN AJUSTABLE.

En el invierno, la parrilla está abajo. Así puede colocarse suficiente combustible con lo que a un régimen bajo permite un funcionamiento de 12 horas sin recargas. Mediante una regulación continua se puede ir subiendo la parrilla (con el manubrio) y haciendo la cámara de combustión más pequeña, incluso durante el funcionamiento. De este modo se reduce la aportación de calor al agua de calefacción y se consigue un ahorro de combustible si se quiere utilizar la cocina únicamente para cocinar, asar u hornear, especialmente en estaciones intermedias.